Blogia
Indarki

Estrategias para el cambio climático

De vez en cuando, todavía colea el debate si esto del cambio climático es un bulo y de, en caso de no serlo, cuál es la contribución real del hombre. Asumiendo el cambio climático y la implicación humana como una realidad, se entra a debatir cuál debe ser el control de las emisiones y en cuánto se deben reducir. Independientemente de lo buenas o malas que puedan ser las cifras establecidas en Kyoto, parece que este protocolo marcó un punto de referencia claro. La siguiente derivada es buscar las estrategias para conseguir ese control o reducción de las emisiones de CO2.

Haciendo un ejercicio de reflexión, se me ocurren cuatro estrategias que, aunque no sean excluyentes, las voy a tratar como tales al explicarlas. Por cual nos decidamos, o en qué proporción de cada una de ellas, nos determinación la orientación "política" climática.

- Apuesta por energías renovables: Los combustibles fósiles son el pasado, no son sostenibles, son limitados y es necesario apostar por unas fuentes de energía que nos permitan un desarrollo sostenible e indefinido. Los inconvenientes son claros, los asociados a estas energías: su caracter disperso y su baja implantación, que implican importantes dificultades culturales, sociales y económicas.

- Apuesta por la energía nuclear: Hoy por hoy, la energía nuclear es la única, que de forma masiva puede sustituir los combustibles fósiles sin generar gases de efecto invernadero. Dos aspectos no terminan por ser digeridos por muchas sociedades: el riesgo nuclear y el almacenamiento de los residuos radiactivos. Los partidarios defienden que estos dos temas están solucionados. Lo retractores lo ponen en duda y, en muchas ocasiones, añaden otro: fomento de la proliferación nuclear con claros tintes bélicos.

- Ahorro energético: Debemos asumir que nuestro nivel de consumo es inadmisible. Cualquier solución de sustitución tecnológica es una utopía, es un espejismo y una huida hacia adelante, porque nuestra sociedad es muy energívora. Debemos transformarnos y asumir el nega-watio como fuente de energía, de tal forma que nuestro desarrollo sea más sostenible. Donde se digo ahorro, quiero decir eficiencia en el uso, en los equipos y en el sistema. ¿Es necesario mencionar las dificultades culturales para extender esta estrategia?

- Secuestro de CO2: El CO2 proviene del carbono de los combustibles fósiles que se encuentran en la tierra. Busquémos métodos tecnológicos para recuperar ese carbono (ahora en forma de CO2) y volvamos a reinyectarlo en la tierra. No sería necesario cambiar apenas nuestro modelo de desarrollo ni nuestro sistema energético, pero todavía han barreras tecnológicas y económicas.

La carta ya está presentada, ahora cada uno tiene que elegir su menú.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres